Realeza

Akihito: con luz verde para abdicar

Autor: Mónica Urbina

El emperador japonés se convertirá en el único en abdicar al Trono del Crisantemo en los últimos 200 años

Para cumplir el deseo de Akihito, poder desligarse de sus operaciones como emperador debido a su avanzada edad, Japón aprobó un proyecto de ley que le convertirá en el único regente que haya abdicado en los últimos 200 años de historia nipona. Hasta los momentos, era imposible que quien ostenta el máximo título del Trono del Crisantemo pudiera deshacerse de sus obligaciones, transfiriendo el poder en vida a su sucesor.

Esta ley especialmente diseñada para beneficiar a uno de los emperadores más queridos por el pueblo nipón, establece además que es imposible aplicarla en otros casos posteriores y similares. Es decir que el príncipe Naruhito, hijo del emperador y próximo ocupante del trono, ya no podrá acogerse a ella para abdicar.

Akihito que asumió sus labores en 1989 tras la muerte de su padre Hirohito, ya tiene 83 años de edad y un estado de salud delicado.  

Naruhito, ascenderá al trono a sus 57 años, y tendrá que enfrentarse a la dura presión de no tener un heredero, puesto que él y su esposa, la princesa Masako, son padres de una niña y la tradición nipona no contempla a las damas en las líneas de sucesión.  

Hasta los momentos el heredero siguiente al trono, tras una posible falta de Naruhito, sería su hermano menor, que es padre de un niño que ya está recibiendo la formación de monarca, y una joven que próximamente renunciará a sus derechos aristocráticos para casarse con su amor de universidad.

Por ahora los japoneses esperan la aprobación final y la ejecución de la ley, y preparan los festejos para el nombramiento del nuevo emperador. Seguramente ofrecerán también a su querido emperador Akihito una despedida apoteósica.

Comenta esta nota

No necesitas estar registrado ni iniciar sesión en Facebook